Tattoo

A primera vista



A primera vista



Como casi la mayor�a de los chicos, uno nunca sabe lo que es estar enamorado, pero al menos tenemos una peque�a informaci�n de c�mo es expresado el amor por miles y miles de generaciones transmitidas a trav�s del tiempo y el espacio. Aqu� les va una historia que quiz� les har� entristecer.
No s� c�mo ocurri� exactamente, pero esto paso hace ya m�s de dos a�os atr�s. Mi persona estuvo entretenida mirando como los j�venes perd�an el tiempo en cosas que para m� en ese tiempo no ten�an sentido por s� mismas y que hoy en d�a son muy apreciadas. Aquellas difamaciones que les hac�a a mis compa�eros, en esas cosas que hac�an los j�venes perdiendo su tiempo en cosas que no tomaba importancia como ir a practicar ballet folcl�rico. Por petici�n de mi madre y a fuerzas desconocidas me introduje en lo que es el arte del ballet y en unas de esas pr�cticas, una amiga me present� a su hermana, que tambi�n estuvo en el ballet. Yo pasaba desapercibido por la mayor�a de j�venes que compon�an el ballet. No sab�a qu� se sent�a amar hasta que la vi.

Desde el primer momento en que la vi, sent� algo muy especial dentro de mi ser. No s� con exactitud lo que uno siente cuando la carne, el esp�ritu y la esencia de uno mismo se encuentran con una persona diferente a ti en todos los aspectos y que a veces sientes que encaja en tu mundo. La vi y supe que esa persona llevaba algo muy especial en su ser interior y en lo exterior era la persona m�s bella y que Dios solamente �l pudo haber creado algo tan perfecto y tan bello. Supe que esa creaci�n de Dios ten�a un prop�sito y que las grandes coincidencias de la vida solo pod�an ser algo muy especial que Dios me hab�a puesto en este camino que desde peque�o pude entrelazarme en la vida y el conocimiento de la virtud de recorrer el camino al conocerla a m�s profundidad.

Me acerqu� a ella poco a poco, tanto en la confianza como amigos, tuve muchas oportunidades de decirle lo que sent�a por ella, pero cada situaci�n se presentaba dif�cil. Mi persona intentaba de todo, hasta la m�s loca de las ideas que se me ocurr�an no funcionaban, pero una imprevista idea me taladraba hasta en lo mas profundo de mi ser. Ten�a que ponerlo en marcha.

Lo mejor fue cuando mi amiga me dijo que si no quer�a ir de turista a saber m�s de arqueolog�a en las ruinas de Tiwanaku. Le dije que con mucho gusto ir�a. Fui un s�bado, era el mejor momento para decirle cuanto la quer�a. El momento se present� por si solo como cuando una persona recibe de improvisto lo que siempre ha estado esperando. Me acerqu� lentamente hacia ella, como una abeja se acerca como loca hacia el polen o como un colibr� que afanoso espera firmemente en el vuelo del aire esa gota de roc�o de dulce n�ctar. Me acerqu� m�s hacia ella, le susurre al o�do que ella me agradaba, mis manos ni mi ser completo sudaban de una emoci�n que nunca antes hab�a experimentado que cuando una persona de tan solo pensar si se embarranca o de por pura suerte lo consigue su objetivo.

Le tome de sus manos, tambi�n sudorosas y con el coraz�n puesto en bandeja de plata lista para que ella se lo pudiera digerir. Le dije todo y cuanto en este mundo, s�lo en este mundo, una persona podr�a ocurrirle esas palabras y que nadie m�s las podr�a imitar. Ella tambi�n con el coraz�n muy en alto y mir�ndome a mis ojos, esos ojos que el mismo ser mas necio y bruto podr�a apreciar esa dulzura de persona que tan solo mirarte te derrite y te da la sensaci�n de estar en el para�so y de poder compartirlo. Con esa mirada podr�as estar inmerso en ese mundo de belleza interior y de sensaciones nunca antes experimentadas por un ser normal.

Ella me dijo muy suave lo mucho que esperaba este momento y que solo le faltaba el valor suficiente, el lugar idea. �ste era el lugar ideal y el momento adecuado. Despu�s de esas palabras me dijo muchas otras cosas s�lo con su mirada, ya que la mayor�a de esas palabras no las puedo escribir. Tendr�an que haber estado en ese momento para poder describirlas y sentirlas. Me abraz� muy fuerte como dici�ndome no me sueltes nunca. Yo tambi�n la abrac� con todo el sentimiento de mi ser completo y que solo Dios puede zafarme de este abrazo tan puro tan inmenso llena de felicidad. Despu�s del abrazo la cog� hacia mi cuerpo, ella accedi� de inmediato, me mir� fijo a los ojos y se acerc� lentamente con esos labios tiernos y carnosos que hasta uno de las tantas personas por tan solo estar en mi lugar matar�an de pensarlo. Soy de esas personas afortunadas, mi existencia misma y mi ser misma se le acerc� y�

(An�nimo)
TATTOO
sukma i love u © 2008. Design by :Yanku Templates Sponsored by: Tutorial87 Commentcute